La primera vez nunca se olvida….

En mi RADAR existen varias prioridades que me gustaría compartir contigo: los negocios, la filantropía, y por supuesto los hoteles y los viajes. También fundamentales son el arte contemporáneo, la fiesta (más no la brava…), y las redes sociales  (y especialmente todo aquello que no cabe en cientocuarentacaracteres). Mi RADAR es un conjunto de intereses muy sui generis que de cariño apodo las “ciencias sociales”. Así, con minúsculas y entre comillas, porque de alguna manera tengo que distinguirla propiamentes de las “otras”, las oficiales, las de los griegos y los filósofos y mejor entendidos como Max Weber y de todos aquellos que tachan mi vida de frívola…(si tan los estudiosos supieran y bienvenidos al fanclub!!!) Declassé de pour vie!!! Pero así es mi RADAR llano y claro y me dará mucho gusto compartir contigo -semana con semana- mis ‘deformaciones’ profesionales (y personales!) a partir de hoy y todos los viernes en RSVP Excélsior y a partir de hoy en este Blog.

Y obviamente, para  coincidir con lo más “hot” de la semana (y una de mis favoritas del año) no puedo sino platicar de ZONA MACO, la feria de arte contemporáneo  de México que es como un gran parque de diversiones para los adultos (y muchos de los niños, especialmente si pasan por el stand de “Aprendiendo a través del Arte!”) Cada año, la agenda de MACO es más sofisticada y completa y éste año incluyó dos viajes previos a la feria, uno a Guadalajara y otro más a Cuernavaca, uno post-MACO a Careyes, y un sin fin de eventos “no agendados” oficialmente (que normalmente son fuera del Centro Banamex y altamente solicitados). Zona Maco es como una noche de reventón: con pre-copeo y after party…y al final nadie sabe exactamente qué se celebraba! Tan sólo de los eventos a los que NO pude asistir la lista es larga, como la cena de inauguración en el Museo Jumex para -finalmente- comprobar la instalación completa y funcional de la obra “Cosmogonía Doméstica” de Damián Ortega. Así, el lunes por la noche, aquellos despistados que sobrevivieron el viaje de dos días a Guadalajara, y la visita de un día a Cuernavaca fueron convidados por Eugenio y Patrick a una cena de “8PM – 12AM” en la galería 1 de la ‘catedral’ chilanga de arte contemporáneo. En presencia de cuerpo y alma, el martes comenzó la maratón: la comida en Contramar de Sotheby’s con el mejor casting y en honor del patronato del Aspen Museum, la pre-inauguración en kurimanzutto de” Los Teatros de Saturno” de Adrian Villar Rojas, el opening de Casa Maauad con la exposición de Emilio Chapela, y el tormentoso recorrido por las galerías de Polanco, Roma y Condesa  -tradicional tráfico no incluído- con el bien consabido brindis final en La Covadonga. No entiendo cómo se le ocurrió al embajador del Reino Unido en México Duncan Taylor organizar algo para recibir al Deputy Prime Minister Nick Clegg  (Lord President of the Privy Council) esa misma tarde. Se le perdona porque recién llegó a México y todavía no sabe los vericuetos de la intensa agenda socio-cultural-contemporánea de ZONA MACO. El miércoles -ahora sí- empezó el recorrido VIP en el Centro Banamex en punto de las 11AM, comida y drinks en la terraza de Grupo HABITA allí mismo, la fiesta de inauguración en los Estudios Televisa San Ángel. Y según el día, se acumularon las visitas a los museos, paseos a las colecciones privadas,  las comidas y los “brunches”. Nada más de escribirlo, me cansé! Rescatable fue la comida en honor a Ugo Rondinone en el Museo Diego Rivera-Anahuacalli por su exposición Naturaleza Humana curada por la directora ex-Jumex Patricia Martin. Ya para la inauguración el viernes por la noche de Anthony Goicolea en la Galeria Luis Adelantado y la cena en MARSO para ver en petit comité la muestra Acerca de los que podría no ser estaba completamente exhausto y necesitaba CPR y respiración de boca a boca! Ni hablar de energía suficiente para volver a visitar la feria (y hacer compras de pánico), asistir a la fiesta de clausura en Downtown México y poder tomar aire para leer o al menos scanear el GABINETE ANIMAL. Y respuesta a la duda que me atormentaba: Y Zélika García, con tacones de 15 centímetros MÍNIMO y un look de “fashionista” total, cómo le hace? Conste que es pregunta. Ya de Pablo del Val ni hablamos o preguntamos!

Advertisements
Standard

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s